Arqueología Ciudades Viajes

Arezzo arte patrimonio y lujo

Arezzo arte patrimonio y lujo

Arezzo arte patrimonio y lujo

La ciudad de Arezzo se sitúa en el medio de cuatro valles, en el pasado fue una de las ciudades estado etrusca y una importante ciudad romana. En la edad media fue una de las primeras ciudades en ser dotadas de un gobierno popular. Durante el siglo XIV la ciudad hubo un gran desarrollo bajo la guía del obispo Guido Tarlati, que contribuyó a un fuerte desarrollo del gobierno local y a un renacimiento cultural y artístico de la ciudad. Durante la edad media florecieron las artes en la ciudad aretina durante este periodo se construyen: La pieve de S. Maria ejemplo de románico toscano, La Catedral de estilo gótico y La iglesia de San Domenico enriquecida por la extraordinaria cruz pintada por el Cimabue.

Desde la derrota en Campaldino en 1289 la ciudad de Arezzo pasó a formar parte del territorio de la república de Florencia. Bajo el gobierno de los Medici, en particular bajo el granduca Cosimo I, la ciudad fue rediseñada. El espacio más representativo de la ciudad es Piazza Grande que fue repensada con la inserción de las Loggie Vasariane. En el colle San Donato bajo las directivas de Cosimo I fue construida la Fortezza Medicea de forma pentagonal, ejemplo de referencia en la arquitectura defensiva del XVI siglo.

Arezzo fue un lugar de artistas y literatos. En la ciudad Aretina se encuentra el testimonio de artistas como el Cimabue y Piero della Francesca. Tierra natal de Guido d’Arezzo, figura central de la música de la Edad Media junto con Hucbaldo. De Petrarca, figura clave en la cultura y desarrollo del idioma italiano y del arquitecto y humanista Giorgio Vasari.

Actualmente la ciudad aretina es conocida por la moda y la joyería, que son las actividades económicas principales de la ciudad. Arezzo cuenta con una actividad cultural importante que tiene su epicentro a finales de primavera y principios de verano.  Ya sea por tren y/o coche es una ciudad fácilmente alcanzable desde todas las ciudades toscanas.

Durante mi estancia (puedes leer más en Tres ciudades para un weekend viajero) estuve en el Piccolo Cavour, un palacio del 1700 en el corazón del casco antiguo de la ciudad. Un sitio único sea por la hospitalidad por los dos dueños Elisa y Riccardo, como por la ubicación del mismo y la belleza de las habitaciones con un  justo equilibro entre la belleza de lo antiguo y el confort moderno.

En conclusión si buscáis una meta diferente, donde la historia, el  arte, el lujo y la tranquilidad os rodeen Arezzo es la ciudad para vosotros. Os aconsejo vivamente visitarla.

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply